TERAPIA SEXUAL.docx

July 25, 2018 | Author: Amadeus Tommy | Category: Orgasm, Rational Emotive Behavior Therapy, Ejaculation, Vagina, Sexual Intercourse
Share Embed Donate


Short Description

Download TERAPIA SEXUAL.docx...

Description

PSICOLOGÍA HUMANA

ÍNDICE

1.

INTRODUCCIÓN.........................................................................2

2.

DSM IV.....................................................................................2

3. LA TERAP RAPIA SEXUA XUAL...................................................................3 3.1 Evaluación..............................................................................6 3.2 E!"a!#$ia %# !"a!a&i#n!'..........................................................6 3.2.1 ('cali)ación S#n'"ial..........................................................6 3.2.2 Plac#"#a%' *+l#au"in$,-........................................................9 3.2.3 A+"#!ón...........................................................................11 3.2. T/cnica %# +a"a%a0a""anu# %# S#&an...................................12 3.2. Mani'4"a %#l +u#n!# ' T/nica %# a+un!ala&i#n!'-......................14 3.2.5 T"a!a&i#n!' %# 6ul4#"! 7 T"a!a&i#n!' #8ual 7 &a"i!al %# 9i&&#"+a"a #l 4a:' %##' #8ual ;#&#nin'...............................................16 3.2.< T#"a+ia #8ual "aci'nal0#&'!iva-.............................................18 .

CONCLUSIONES.......................................................................19

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

1

PSICOLOGÍA HUMANA

1. INTR INTROD ODUC UCCI CIÓN ÓN Las diferentes maneras de vivir la sexualidad a lo largo del tiempo hicieron que fueran fueran surgie surgiendo ndo difere diferente ntes s “patol “patologí ogías” as” sexual sexuales. es. La cultu cultura ra y el modelo modelo sexual imperante en cada época histórica tienen mucho que ver el desarrollo de estas patologías. Hasta la aparición de la píldora anticonceptiva, y por lo tanto, el control de la natalidad por parte de la muer, la sexualidad esta!a muy ligada a la reproducción. "na ve# controlado el tema de la reproducción, la sexualidad podía vivirse para el placer. $s aquí, cuando empie#an a surgir las patologías sexuales, puesto que la muer

demanda

placer

y

el

hom!r m!re

se

sien iente en

la

o!lig ligación ión

de

prop propor orci cion on%r %rse selo lo.. $n los los hom! hom!re res s empi empie# e#an an a surg surgir ir pro! pro!le lema mas s como como la eyac eyacul ulac ació ión n prec preco# o#,, los los pro! pro!le lema mas s de erec erecci ción ón,, la falt falta a de dese deseo o y la eyaculación retardada. $n las mueres, la falta de deseo, la anorgasmia, el vaginismo y la dispareunia, entre otros.

2. DSM IV PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

2

PSICOLOGÍA HUMANA $xisten diversas disfunciones o trastornos sexuales clasificados en cuatro tipos seg& seg&n n el DSM0IV0TR  '()(, *+++ atendiendo a las diferentes etapas de la respuesta sexual-

. /rast /rastorn ornos os del del 0ese 0eseo o 1exu 1exualala. 0eseo 0eseo sexual sexual hipoac hipoactiv tivo o !. /rast /rastorn orno o por ave aversi rsión ón al sex sexo o *. /rast /rastorn ornos os de la $xcit $xcitaci ación ón 1exual 1exual-a. /rastor /rastorno no de la excitac excitación ión sexua sexuall en la la muer  muer  !. /rastor /rastorno no de de la erección erección en el el hom!re hom!re 2. /rast /rastorn ornos os del 3rgasm 3rgasmooa. /rast /rastorn orno o org%sm org%smico ico feme femenin nino o !. /rast /rastorn orno o org%sm org%smico ico mascu masculin lino o c. $yac $yacul ulac ació ión n )rec )reco# o# 4. /ras /rasto torn rnos os por por 0ol 0olor or-a. 0ispa ispare reu unia nia !. 5agin ginismo ismo

3. LA TERA TERAPIA PIA SEXUA SEXUAL L La terapia sexual consta de un conunto de técnicas para intervenir cuando hay disfunciones 'mal funcionamiento en las conductas sexuales 'por eemplo la disfunción eréctil. 1iempre y cuando el pro!lema no tenga un origen físico o para complementar la intervención médica. 6orres 6orrespon ponde de a una modali modalidad dad de interv intervenc ención ión clínic clínica a orient orientada ada a produc producir  ir  cam!ios en los patrones de comportamientos sexuales de una persona o una díada, ya sea en relación a la erradicación de alg&n tipo de disfunción sexual y7o a la coordinación del funcionamiento sexual normal.  La sexualidad es un aspecto importante para todas las personas. 6uando no funciona como nos gustaría, nos genera mucha angustia y malestar, agravado en muchas ocasiones con sentimientos de culpa y verg8en#a. Los pro!lemas sexuales tratados con terapia sexual tienen un alto porcentae de result resultado ados s positiv positivos os 'por 'por encim encima a del 9+:. 9+:. Los princi principa pales les trasto trastorno rnos s sexuales tienen que ver con la excitación, el deseo o el orgasmo Las Las

prim primer eras as

inv investi estiga gaci cion ones es

so!r so!re e

pato patolo logí gía a

sexua exuall

empe# mpe#ar aron on

a

invest investig igars arse e unto unto con con las patol patologí ogías as de la reprod reproduc ucció ción, n, durant durante e todo todo el PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

3

PSICOLOGÍA HUMANA

1.;asters y ?ohnson son los referentes de las investigaciones posteriores so!re @espuesta 1exual Humana. Las diferentes maneras de vivir la sexualidad a lo largo del tiempo hicieron que fueran surgiendo diferentes “patologías” sexuales. La cultura y el modelo sexual imperante en cada época histórica tienen mucho que ver el desarrollo de estas patologías. Hasta la aparición de la píldora anticonceptiva, y por lo tanto, el control de la natalidad por parte de la muer, la sexualidad esta!a muy ligada a la reproducción. "na ve# controlado el tema de la reproducción, la sexualidad podía vivirse para el placer. $s aquí, cuando empie#an a surgir  las patologías sexuales, puesto que la muer demanda placer y el hom!re se siente en la o!ligación de proporcion%rselo. $n los hom!res empie#an a surgir  pro!lemas como la eyaculación preco#, los pro!lemas de erección, la falta de deseo deseo y la eyacu eyaculac lación ión retard retardad ada. a. $n las las muer mueres es,, la falta falta de dese deseo, o, la anorgasmia, el vaginismo y la dispareunia, entre otros. Los profesionales ha!ilitados para reali#ar este tipo de terapia de!er%n ser  licenc licenciad iados os en medic medicina ina o psico psicolog logía ía y con con formac formación ión de postgr postgrado ado en sexología o terapia sexual. 0ependiendo del profesional, eercer% la terapia de una forma u otra. (sí pues, los licenciados en medicina podr%n efectuar un diagnóstico y terapia médica para algunos de estos tipos de pro!lemas. $l psicólogo

podr%

eercer

la

terapia

a

través

de

técnicas

psicoA

pedagógicas, consistentes en un reaprendi#ae de los modelos sexuales y de las técnicas sexuales vividas. 6uan 6uando do se da un pro! pro!le lema ma de este este tipo tipo,, es conv conven enie ient nte e !usc !uscar ar a un profesional que pueda orientar. "na ve# descartado el origen org%nico, las terapias terapias psicoApe psicoApedagó dagógica gicas s o!tienen o!tienen muy !uenos !uenos resultad resultados, os, !as%ndos !as%ndose e estos estos,, en el nuevo nuevo aprend aprendi#a i#ae e so!re so!re la forma forma de vivir vivir y exper experime imenta ntarr la sexual sexualida idad. d. (dem%s dem%s,, las técnic técnicas as psico psicológ lógica icas s permit permitir% ir%n n indag indagar ar so!re so!re los pro!lemas emocionales y relacionales de la persona o parea que vaya a acudir a la terapia.

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

4

PSICOLOGÍA HUMANA

$sta terapia suele reali#arse de forma individual, aunque normalmente ser% conv conven enie ient nte e la cola cola!o !ora raci ción ón y el apoy apoyo o de la pare parea a en algu alguna nas s de las las técnicas técnicas.. $sto depende depender% r% del tipo del pro!lema pro!lema.. Las consulta consultas s en terapia terapia sexual se !asan normalmente en el an%lisis de las causas que influyen en el pro! pro!le lema ma 'por 'porqu qué é se ha orig origin inad ado o y porq porqué ué se mant mantie iene ne. . ( trav través és de este an%lisis, se proporcionar% un plan de tra!ao para el paciente. La terapia sexual no solo se reali#a en la consulta, sino que la persona seguir% tra!aando en su vida diaria las tareas propuestas por el terapeuta. Las

técnicas

m%s m%s

utili#adas

en

terapia

sexual comien#an

por

el

auto autode desc scu! u!ri rimi mien ento to de la prop propia ia sexu sexual alid idad ad,, tant tanto o a nive nivell anat anatóm ómic ico o como fisiológico. 1e tra!aan tam!ién técnicas de relaación e imaginación, ya que la mayoría de pro!lemas sexuales provienen de la ansiedad y el estrés. /am!ién se tra!aa y fomenta la eroti#ación de la persona o parea, a través de técnic técnicas as de fantas fantasía, ía, !&squ !&squeda eda de estim estimula ulaci ción ón erótic erótica a y focali focali#ac #ación ión sensorial. La

infor nform maci ación

corre orrec cta

y

adec decuada ada

so!re o!re

fis fisiolo iolog gía

sexua exuall

ser% er%

imprescindi!le para que el proceso se desarrolle correctamente.  (simismo y dependiendo dependi endo del profesional, podr%n tra!aarse otros aspectos en la consulta, como el aumento de la autoestima o la aceptación de la figura corporal, presente tam!ién en muchos pro!lemas sexuales. $ste tipo de terapia tiene una duración media de entre 4 y 9 meses, con excepciones dependiendo del tipo de pro!lema con el que se acuda. Las sesion sesiones es suele suelen n ser seman semanale ales, s, y a medida medida que que se van alcan# alcan#an ando do los o!etivos, pueden espaciarse en el tiempo, aunque depender% del terapeuta en cuestión. La terapia terapia sexual sexual proporcio proporciona na resultad resultados os muy positiv positivos. os. Bue una terapia terapia sexual tenga o no tenga éxito depender% fundamentalmente de la implicación del paciente. La persona que acuda a terapia de!e implicarse personal y emocionalmente emocionalmente en la solución de su pro!lema. 0e!er% creer que tiene solución y que ésta est% en sus manos. La implicación activa ser% fundamental para la solución.

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

5

PSICOLOGÍA HUMANA

6on todos estos factores, la gratificación que supone superar un pro!lema sexual es enorme, ya que la !uena sexualidad y los !uenos afectos pueden proporcionarnos grandes dosis de !ienestar y felicidad.

2. $valuación La terapia sexual requiere una evaluación rigurosa que incluye el examen médico y el psicológico. La ra#ón de ello radica en que las disfunciones sexuales pueden tener !ase som%tica, !ase psicógena o am!as. "n eemplo cl a r o

es

la disfun disfunci ción ón

erécti eréctill 'a

vec veces

a&n a&n

llama lamad do

Cimp impotenc tencia iaCC,

cuya etiología pued puede e incl inclu uir, ir, por por un lado lado,, pro! pro!le lema mas s circulatorios, circulatorios, y por   otro, ansiedad de ansiedad  de desempeDo. 2.* $strategias de tratamiento •

Eocali#ación sensorialsensorial -



)lacereado 'pleasuring)lacereado  'pleasuring-



 (pretón (pretón -



/écnica de paradaAarranque de 1emans, 1emans ,



>anio!ra del puente o puente o /énica de apuntalamientoapuntalamiento -



/ratamiento de Hul!ert y /ratamiento sexual y marital de Fimmer-



/erapia sexual racionalAemotiva-

3.2.1 ('cali)ación S#n'"ial La focali#ac focali#ación ión sensoria sensoriall es una desensi! desensi!ili#a ili#ación ción sistem%t sistem%tica ica aplicada aplicada al %m!ito sexual. La persona se ha de exponer de forma gradual con la parea a las situaciones sensuales y sexuales, en un orden creciente de dificultad y ansi ansied edad ad.. La idea idea que que su!y su!yac ace e a esta esta técn técnic ica, a, es que que la pers person ona a que que presente alguna disfunción sexual, sexual , se vaya exponiendo a esas situaciones  unto con su parea de una forma fo rma relaada, rela ada, hasta que se extinga exti nga su ansiedad ansi edad y comiencen a experimentar placer y sensaciones agrada!les. $l o!etivo !%sico de esta actividad es lograr que la parea se cono#ca a nivel físico, sensual y erótico y adquiera una actitud positiva, segura y confiada hacia hacia las las sens sensaci acione ones s erótic eróticas as y afecti afectiva vas, s, elimin eliminan ando do la ansied ansiedad ad y las inhi!iciones existentes, a través de la exploración y las caricias físicas. PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

6

PSICOLOGÍA HUMANA

$sta técnica fue desarrollada por >asters y ?ohnson en los aDos setenta y

%# ac ac!i !ivi vi%a %a%# %# # #8u 8ual al# # +"'$"a&a%a=  y =!/cnica %# c'nci#nciación #n'"ial= . 6onsta de #i ;a# que sontam! tam!ié ién n

se

la ha

=+"'$" $"a& a&aa deno enomina minado do =+"'



G Ease- 1e le prohí!e a la parea reali#ar el coito.



*G EaseEase- 6arici 6aricias as corpo corporal rales es,, incluy incluyend endo o pecho pechos s y genit genitale ales, s, sin sin orgasmo.



2G Ease- 6aricias 1imult%neas sin orgasmo.



4G Ease- 3rgasmo $xtra vaginal sin reali#ar el coito.



G Ease- )enetración con 3rgasmo $xtra vaginal.



IG Ease- 6oito normal sin restricciones.

1>(a#- S# +"'[email protected]# a la +a"#:a "#ali)a" #l c'i!'. 6ada miem!ro de la parea explora, tocando con sus manos el cuerpo de la otra, sin incluir los pechos ni los genitales, sin pretender excitarse o excitar a la otra, concentr%ndose tan sólo en explorar y acariciar t%ctilmente a la parea y en a!andonarse a sus sucesivas caricias, perci!iendo y disfrutando las sensaciones sensaciones experimentadas experimentadas en uno y otro caso. $l o!etivo, sería el de llegar  al conocimiento sensorial y sensual del propio cuerpo y del cuerpo de su parea. La parea ha de llevar a ca!o este eercicio sin prisas y en un sitio cómodo, sin perseguir ning&n o!etivo o!etivo concreto, salvo el de disfrutar el a una de la otra. 6on 6on ello ello se trat trata a de evit evitar ar la ansi ansied edad ad,, ya que que pued puede e suce sucede derr que que el acercamiento a la otra esté condicionado aversiva mente.

En u/ ca' # "#c'&i#n%a la +"'?i4ición %# +"ac!ica" #l c'i!'B 

a 6uando la parea est% muy estresada por la eecución sexual.



! 6uando la parea tiene muchos pensamientos en términos de logros y éxitos sexuales.



c 6uando la parea ha comen#ado a evitar el contacto entre ellos, en un intento de evitar el contacto sexual.

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

7

PSICOLOGÍA HUMANA

2> (a# (a#-- Ca Ca"i "ici cia a c'"+ c'"+'" '"al al# # incl inclu7 u7#n #n%' %' +#c? +#c?' ' 7 $#ni $#ni!a !al# l#  in in '"$a&'. "na ve# que las caric caricias ias gener general ales es pract practica icadas das por la parea parea en la fase anterior res anterior result ultan an placen placenter teras as y no provo provoca can n ningun ninguna a ansied ansiedad ad,, la pare parea a extie extiende nde su explo explorac ración ión y sus caric caricias ias mutua mutuas s a los genit genitale ales s y pechos pechos,, acariciando éstos sin prisas y sin pretender excitar sexualmente a la parea, trat tratan ando do sólo sólo de perc perci! i!ir ir y comp compar arti tirr las las sens sensac acio ione nes s plac placen ente tera ras s que que exper experime imenta ntan n al acari acaricia ciarr y ser ser acari acaricia ciado dos s y exting extinguie uiendo ndo igualm igualmen ente te la posi!le ansiedad o miedo existente hacia los genitales o la sexualidad.

3> (a#- Ca"icia i&ul!n#a in '"$a&'. La parea dea de acariciarse alternativamente para pasar a hacerlo de forma simult simult%ne %nea. a. $stas $stas carici caricias as incluy incluyen en todo todo el cuerp cuerpo, o, y parti particu cular larmen mente te los genitales de am!os miem!ros de la parea, tratando de crear una situación de intera interacc cción ión sexual sexual lo m%s natur natural al posi!l posi!le e e intent intentand ando, o, al mismo mismo tiempo tiempo,, increm increment entar ar los focos focos de estim estimula ulació ción n y excit excitaci ación ón sexua sexuall de la parea parea.. /odavía no se permite que lleguen al orgasmo. $sta actividad facilita la eliminación de la posi!le ansiedad a&n existente, y evita la adopción por parte de alg&n miem!ro de la parea de la actitud que se denomina Crol de espectador7aC ante la relación sexual. $n el caso de que alguno de ellos experimentara ansiedad, no pasa nada, se trataría de detectar  y disminuirla.

> (a#- O"$a&' #8!"a va$inal in "#ali)a" #l c'i!'. 6onsis 6onsiste te en el increm increment ento o de la estimu estimulac lación ión mutua mutua reali# reali#ada ada en la fase anterior por anterior por parte parte de la pare parea, a, hasta hasta que que se produ produ#c #ca a el orgas orgasmo mo extra extra vaginal.

> (a#- P#n#!"ación c'n '"$a&' #8!"a va$inal. $n esta fase se lleva a ca!o la penetración, pero se les instruye para que lo hagan de manera suave, con movimientos coitales no !ruscos y que, en cuanto sientan que van a tener un orgasmo, se retiren y se produ#ca un orgas orgasmo mo extra extra vagin vaginal. al. 1i en alg&n alg&n moment momento o del del eerc eercici icio, o, uno de ellos ellos experimentara ansiedad, pasaría un tiempo a la fase uno y uno y luego, si quieren, pueden seguir en la fase en la que se encontra!an.

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

8

PSICOLOGÍA HUMANA

5> (a#- C'i!' n'"&al in "#!"icci'n#. $l '4:#!iv'  en esta fase sería el de c'n#$ui" #l '"$a&' in!"ava$inal . Las posturas de coito sólo podrían ser dos- La muer encima, o a cuatro patas.  (ntes de pasar a otras posturas po sturas han de practicar estas. e stas. La efectividad de esta técnica se explica, primero, porque se li !era a la parea de toda una serie de o!ligaciones o de logros, lo que a su ve# li!era a la parea parea de la ansieda ansiedad d favorec favoreciend iendo o que apare#c apare#ca a la excitac excitación ión sexual, sexual, y, segundo, porque los eercicios constituyen en sí mismos algo agrada!le que une afectivamente a la parea.

3.2.2 Plac#"#a%'  'pleasuring$l +lac#"#a%' es una pr%ctica sexual hacer caricias generali#adas por todo el cuerpo.

consistente

en

$l placereado 'pleasuring es muy utili#ado en terapia sexual para sexual para enriquecer la vida sexual de una parea. 1e trata de acariciar sensualmente, en forma de masaes eróticos por todo el cuerpo a la persona con quién se mantiene la relación sexual. La esencia de los placereados es la estimulación del cuerpo en general, en particular de #onas a las que culturalmente no se les otorga importancia erótica o valor sensual y excitante. (sí, las caricias generali#adas refuer#an la noción de que el cuerpo humano al completo tiene capacidad para producir placer.

('"&a %# +lac#"#a%' $l placer placeread eado o se puede puede hacer hacer de divers diversas as formas formas.. La forma forma de eecu eecució ción n fundamental suele ser utili#ando las manos. 0esde la punta de las uDas, los dedos o las palmas, eerciendo m%s o menos presión. $ste tipo de pr%cticas pueden com!inarse o sustituirse para hacerlo con la !oca, el ca!ello, cualquier  otra parte del cuerpo o incluso con o!etos- una pluma, hielo, etc

E:#"cici' #"ó!ic' %#l +lac#a%' Plac#"#a%' #n'"ial $stos dos términos, acuDados por >asters y ?ohnson, descri!en una agrada!le experiencia sensorial, en la que la parea desiste del intercam!io sexual y del

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

9

PSICOLOGÍA HUMANA orgasmo durante varios días 'o semanas y en este período am!os se acarician suavemente el cuerpo y los genitales. 6omo su nom!re lo indica, es una técnica prescrita por el terapeuta sexual con el fin de conseguir, entre otras cosas, un reencuentro íntimo de la parea, un grado de relaación sensual en am!os y una nueva experiencia de disfrute no exigen exigente, te, en el que que no existe existe la preocu preocupa pació ción n por conseg conseguir uir un result resultado ado inmediato. La parea que disfruta de esta experiencia agrada!le aprende a dar y a reci!ir  placer sin la expectativa de o!tener una adecuada respuesta de sí mismo y del otroJ otroJ esto esto crea crea condic condicion iones es adecu adecuada adas s para para que desapa desapare# re#can can los vieos vieos temores y disminuya la ansiedad sexual.

Plac#"#a%' #n'"ial #nual 0e!en !uscar un momento de tranquilidad en que los dos puedan estar solos, segu seguro ros s de que que nada nada ni nadi nadie e los los inte interr rrum umpi pir% r%.. 3al 3al% % los los niDo niDos s esté estén n durmiendo, desconecten el teléfono, apaguen el celular, la televisión y el radio, y vayan untos a darse una ligera ducha. Luego, los dos, desnudos y recién duchados, v%yanse a la cama y acuéstense uno al lado del otro. "stedes decidan quién comien#a. K0e acuerdo $l elegido empe#ar% a tocar suavemente, todas las #onas sensi!les del otro, desde los ca!ellos, !aando lentamente por cara, cuello, hom!ros y pecho. 0espués sigue tocando muy suavemente, el a!domen, los flancos, los muslos 'no puede tocar los genitales, piernas y pies. (l terminar, le pide que se voltee y empie#a a acariciarle la nuca, espalda, nalgas, piernas y pies. >ientras uno acarici acaricia a al otro, otro, cada cada uno de!e de!e concen concentra trarse rse en sus propia propias s sensa sensacio ciones nes eróticas. 0espués intercam!ian las posiciones y comien#an nuevamente el eercicio, tratando de disfrutar al m%ximo el contacto suave de los dedos so!re la piel. 1i se excitan, gocen esa sensación, pero no lleguen al contacto genital. M1ólo disfrutenN

Plac#"#a%' #n'"ial !'!al  (m!os desnudos, acostados en la cama, comen#ar%n a acariciarse con pequeDos masaes en todas las #onas sensi!les del otro 'ustedes deciden quién inicia el eercicio. $mpiec $mpiecen en por la ca!e#a ca!e#a,, cara, cara, cuello, cuello, pechos pechos,, a!dome a!domen, n, flanco flancos, s, muslos muslos,, piernas y piesJ mientras tanto, el que est% acostado trata de relaarse lo m%s que pueda y concentrarse en sus propias sensaciones eróticas. Luego, se cam!ian de posición y reanudan el eercicio. )osteriormente, él se acostar% mientras ella empie#a a tocarle los genitales durante unos cinco minutos. $sta caricia de!e ser suave, tocando ligeramente

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

10

PSICOLOGÍA HUMANA el pene y los testículos, mientras que él tiene los oos cerrados y se concentra en una imagen erótica que le excite. 0espués, ella se acuesta !oca arri!a y su pareo le tocar% suavemente sus la!ios vaginales y el vello p&!ico, sin frotar ni penetrar los dedos en la vulva. $lla se puede concentrarse en una imagen erótica que le excite y tratar de relaarse al m%ximo mientras disfruta las caricias que reci!e. 1i sien siente ten n exci excita taci ción ón,, no de!e de!en n preo preocu cupa pars rse e por por ello ello,, ni aten atende derr a esta esta sensación, ya que no se !usca con este eercicio ninguna respuesta sexual genital ni llegar al orgasmo. $n caso de o!servar lu!ricación en ella y erección en él, no les prestar%n aten atenci ción ón.. 1imp 1imple leme ment nte, e, disf disfru rute ten n las las sens sensac acio ione nes s y rel% rel%e ens nse. e. (l final final,, comenten durante unos minutos, las sensaciones que vivieron los dos.

3.2.3 A+"#!ón /écnica que se usa principalmente para tratar la eyaculación preco#. preco#. 6onsiste en apretar el pene el pene erecto usto erecto usto de!ao del glande, glande, de una forma particular, para prov provoc ocar ar que que se pier pierda da un poco poco la erec erecci ción ón y así así retr retras asar ar la llega llegada da de la eyaculación

T/cnica %#l a+"#!ón0+a"a la #7aculación +"#c'). $st% técnica puede hacerse en parea o solo por el varón si no tuviera parea cola!oradora. )asos con la pareaLa mue muerr pasa pasa a acar acaric icia iarr manu manual alme ment nte e el pene pene,, hast hasta a que que el hom! hom!re re,, descansando so!re su espalda y con la pelvis entre las piernas de la muer, consigue una erección completa. $n este momento la muer aplica la Ctécnica del apretón” - $l pulgar de la muer  se apoya en el frenillo, locali#ado en la cara inferior 'ventral del pene , y los dedos índice y medio se colocan en la cara superior 'dorsal del mismo, en una posi posici ción ón inme inmedi diat atam amen ente te ady adyacen acente te uno uno al otro otro a cada cada lado lado del del surc surco o !alanoprepucial. 1e presiona durante 2 o 4 segundos. 6uando 6uando el hom!re hom!re responda responda a la presió presión n eerci eercida da de la manera manera descri descrita, ta, inmediatamente perder% su urgencia de eyacular. /am!ién disminuir% de un + a un 2+ : de su erección total. La muer permitir% un intervalo de 2+” a  minuto después de afloar la presión eercida en el surco !alanoprepucial para luego volver a estimular activamente el mismoC  (lternando periodos de descanso y presión, es f%cil conseguir que transcurra un lapso superior a los *+ minutos en los que el hom!re esté en erección pero sin eyaculación. PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

11

PSICOLOGÍA HUMANA

T/cnica %#l a+"#!ón +a"a !"a!a" la #7aculación +"#c')6ome 6omen# n#ar ar%s %s esta estand ndo o en una una posi posici ción ón muy cómo cómoda da que que te perm permita ita esta estar  r  relaado. 6uando estés listo empe#ar%s a mastur!arte con ritmo constante pero no muy acelerado. 1eguir%s mastur!%ndote hasta que sientas que est%s a punto de eyacular. 6uando llegues a este punto aprieta firmemente tu pene utili#ando tu pulgar y dos dedos m%s 'como se ve en la imagen hasta que ceda la erección, es decir, la comiences a sentir un poco m%s fl%cida y por ende disminuya el deseo de eyacular. @etoma la mastur!ación con el mismo ritmo constante y sigue aplicando la técnica cada ve# que sientas que vas a eyacular. eyacular. /e recomiendo que en un comien#o repitas el proceso entre 2 a  veces, y a medi medida da que que vay vayas adqu adquir irie iend ndo o m%s m%s pr%c pr%cti tica ca aume aument ntes es el n&me n&mero ro de repeticiones. 0e!es hacer este eercicio icio todos puedes c'n!"'la" !u #7aculación.

los

días

hasta

que

sientas

que

$l o!e o!etiv tivo o de la técn técnic ica a del del apre apretó tón n es reed reeduc ucar ar tu refle refleo o eyac eyacul ulat ator orio io,, permitiendo que puedas permanecer excitado por m%s tiempo. /am!ién am!ién es aplica!le a hom!res que no sufren de eyaculación preco# pero que sí quieren aumentar la calidad de sus erecciones y el tiempo de duración de sus relaciones sexuales. 1i te comprometes y eercitas tu cuerpo día a día con esta simple técnica ver%s meoras en el corto pla#o.

3.2. T/cnica %# +a"a%a0a""anu# %# S#&an 0esarrollada por el urólogo ?amen 1emans, de la "niversidad de 0uOe '"1(, este método permite tomar conciencia del “punto de inevita!ilidad eyaculatoria”, pro proceso ceso de exc excita itación ción de la respu respuest esta a sexual sexual mas masculin ulina a tras tras el cual ual se eyaculasin eyaculasin remedio.  6once!ida para potenciar la satisfacción y meorar la vida sexual de quienes padecen esta disfunción sexual, sexual , la técnica de 1tarAstop tiene como meta lograr  altos niveles de excitación sin eyacular  a   a través de la mastur!ación sin mastur!ación sin que la parea intervenga, y tratar de llegar lo m%s cercano posi!le a un orgasmo. orgasmo.

"na ve# que ha aprendido a reconocer este punto de inevita!ilidadeyaculatoria inevita!ilidad eyaculatoria,, se incorpora la parea en el tratamiento. $n esta etapa la muer mastur!a a mastur!a a su parea, quien le dir% el momento preciso en el que ella de!e detenerse.

6uando la parea conoce !ien el eercicio y lo domina, se pasa a la etapa de+#n#!"ación in!"ava$inal, en una posición donde la muer se sienta encima PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

12

PSICOLOGÍA HUMANA del hom!reJ luego se eercita la posición lateral y, finalmente, el hom!re se acomoda en posición del misionero.  $n cada una de estas posiciones, posiciones, el hom!re de!e detenerse y7o pedir a la parea que detenga los movimientos en el momento en que perci!e el refleo org%smicoJ org%smicoJ entonces se relaan y repiten r epiten el procedimiento varias veces.  0e esta manera, la técnica de arranque y parada, una de las m%s empleadas dentro de la sexología clínica, permite conseguir erecciones m%s erecciones m%s prolongadas y esta esta!le !les s con con meno menorr grad grado o de exci excita taci ción ón,, para para prev preven enir ir una una eyaculación descontrolada. descontrolada.

P"i&#" #:#"cici'- c'ni!# #n la &a!u"4ación #n 'li!a"i'. 0e!e centrar su atención en las sensaciones de su pene y estar pendiente de su excitación. 6omience a mastur!arse y cuando note que est% cerca del orgasmo, 'pero antes de llegar a la eyaculación de!e cesar la mastur!ación y apretar el pene con el pulgar y el índice por de!ao del glande con fuer#a durante 4 segundos 'di!uo, después apretar el pene con fuer#a en la !ase otros 4 segundos.

 (simismo de!e hacer descender los testículos. La excitación disminuye y al ca!o de unos momentos, sin ha!er perdido la erección, se inicia de nuevo el eercicio. )oco antes de eyacular, se aprieta de nuevo el pene arri!a y en la !ase. (sí hasta 4 veces, a la 4G ve# se dea llegar la eyaculación. $ste eercicio es !%sico y de!e repetirse dos veces a la semana hasta que el paciente adquiera control de su eyaculación y diferencie !ien le erección, el grado de excitación y la eyaculación 'normalmente I A P semanas.  (quellos pacientes que tengan parea esta!le, de!en explicar a sus pareas los eercicios que est%n reali#ando y pedirle que cola!oren con la reali#ación de los siguientes eercicios-

S#$un%' #:#"cici'- &a!u"4ación "#ali)a%a +'" la +a"#:a. $l eercicio es !%sicamente el mismo que el anterior pero reali#ado por la parea. $l paciente indicar% con la vo# 'vale, vale, o para, para cuando de!a detener la estimulación manual. ( continuación que oprima el pene arri!a y PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

13

PSICOLOGÍA HUMANA a!ao como el eercicio anterior y que lo repita hasta cuatro veces antes de permitir la eyaculación. 1i se utili#a vaselina u otro lu!ricante como aceite ?honsons alrededor del pene, es m%s sensual y se parece m%s a la vagina.

T#"c#" #:#"cici'- +#n#!"ación c'n la &u:#" #n +'ición u+#"i'". "na "na ve# ve# cons conseg egui uida da la erec erecci ción ón,, pero pero sin sin que que el ueg uego o sexu sexual al sea sea muy prolongado, para evitar que el nivel de excitación sea muy alto la muer se sienta so!re el hom!re y se reali#a la penetración. Los movimientos de!en ser  muy lentos y dirigidos por el hom!re, que tiene que avisar a su parea de cu%n cu%ndo do dete detene nerl rlos os.. Los Los dos dos quie quieto tos s espe espera ran n que que el nive nivell de exci excita taci ción ón disminuya sin perder la erección, antes de iniciar de nuevo el movimiento. 0espués de 4 repeticiones se permite la eyaculación. Los mismos eercicios se reali#an en posición lateral. 6uarto eercicio- )or <imo, con el hom!re en posición superior, que es la m%s difícil desde el punto de vista del control eyaculatorio. 1e !asa tam!ién en la disminución del ritmo de los movimientos de penetración y sin llegar a pararse comp comple leta tame ment nte, e, se de!e de!en n modi modific ficar ar sólo sólo la velo veloci cida dad d y la fuer fuer#a #a de los los movimie movimiento ntos. s. 0urant 0urante e este este perío período do es aconse aconsea! a!le le reali# reali#ar ar un eercic eercicio io de parada y arranque a la semana.

3.2. Mani'4"a %#l +u#n!# o T/nica %# a+un!ala&i#n!')ara

t r a ta r

la

anorgasmia

coital,

el

tratamiento

!usca

el

placer 

org%smico clitorídeo, clitorídeo, luego com!inarlo con el coito, y así, asociar el orgasmo que la muer presenta, con el orgasmo !uscado 'coital. La “manio!ra del puente”de Helen 1. =aplan La sexóloga estadounidense Helen 1. =aplan diseDó la técnica denominada la “manio!ra del puente” para enseDar a las mueres a tener orgasmos durante el coito, con la ayuda inicial de la estimulación del clítoris. 1eg&n la doctora =aplan “Qla incapacidad para lograr el orgasmo en el coito es el trastorno sexual que m%s ha!itualmente lamentan las mueres” ' 9PP, p.P. $l promedio de las mueres necesita estimulación directa y constante en el clítoris para alcan#ar el orgasmo. 6on la pr%ctica de esta técnica la muer aprende a crear un “puente”, es decir, un vínculo entre el orgasmo que se logra sólo con estimulación del clítoris y el orgasmo producido por los movimientos de penetración dentro de la vagina. K)or qué es necesario crear un “puente” $l refleo del orgasmo en la muer se manifiesta en las contracciones de los m&sculos que rodean a la vagina, sin em!argo, se pone en marcha al estimular  la #ona del clítoris. $l coito es psicológicamente una experiencia erótica muy PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

14

PSICOLOGÍA HUMANA excitante, pero físicamente la estimulación del clítoris es limitada, y mucho menos poderosa que su estimulación directa. Los movimientos del pene en la vagina generan estimulación indirecta en el clítoris, la que suele ser insuficiente para generar el refleo del orgasmo. La mayoría de las mueres que pueden tener orgasmos por estimulación del clítoris, son tam!ién capaces de lograr el clímax si reci!en este tipo de estímulo al mismo tiempo que el pene se encuentra en la vagina. $sta experiencia es especi especialm alment ente e vívida vívida y profun profundam dament ente e placen placenter tera. a. Ro o!stan o!stante, te, seg&n seg&n la doctora =aplan esta manera de lograr el orgasmo pocas veces conduce al orgasmo durante el coito. La “manio!ra del puente” es diferente del recurso anterior, ya que consiste en estimular el clítoris durante el coito, sólo hasta el momento inmediatamente anterior al orgasmo, y luego permitir que los movimientos del pene en la vagina pongan en funcionamiento el refleo del orgasmo. (l repetir esta técnica en cada cada rela relaci ción ón sexu sexual al se va crea creand ndo o prog progre resi siva vame ment nte e un puen puente te entr entre e el estímulo del clítoris y el coito. )racticar esta técnica funciona porque se aprende una nueva respuesta sexual, y esto es posi!le porque el refleo del orgasmo se encuentra !ao el control de la voluntad. 1in em!argo,factores emocionales, org%nicos y de relación de parea, así como ciertos medicamentos pueden inhi!ir la respuesta org%smica. )or ello, es importante acudir al médico y complementar el tratamiento con terapia psicológica cuando sea necesario.

6omo reali#ar la manio!ra del puente pasó a paso . (ntes de iniciar la relación sexual con penetración, la muer de!e estar  suficientemente excitada y lu!ricada. 1e sugiere intensificar las sensaciones vaginales previamente de dos manera- acariciando delicadamente la entrada de la vagina y contrayendo los m&sculos que rodean a la vagina 'm&sculo pu!ococcígeo. 6uando la muer tenga el fuerte deseo de ser penetrada, el hom!re lo har%. *. Las posiciones sexuales recomendadas para reali#ar meor esta técnica son la posición de lado 'am!os frente a frente, la muer arri!a del hom!re, y la posición del hom!re arrodillado 'mientras la muer est% acostada !oca arri!a. 2. /ras la penetración, el hom!re detiene los movimientos, para que la muer  tenga consciencia de las sensaciones que produce el pene en su vagina. ( continu continuaci ación ón reali# reali#ar% ar% lentam lentament ente e alguna algunas s contra contracci ccion ones es con su m&scu m&sculo lo pu!ococcígeo ')6, lo que puede resultar sumamente erótico, y una apertura a perc perci! i!ir ir el plac placer er sens sensor oria iall en la vagi vagina na,, much muchas as vece veces s repr reprim imid ido o por  por  experiencias pasadas. PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

15

PSICOLOGÍA HUMANA 4. uchas veces la presión que su parea o ella misma se hace por “llegar r%pido” es precisamente lo que inhi!e su respuesta org%smica. . La muer se concentrar% en sus propias sensaciones, ser% “egoísta” en un sentido positivo, y no estar% pendiente del placer de su compaDero. 0urante unos minutos se centrar% en las sensaciones que genera el contacto entre pene pene y vagi vagina na.. @esp @espira irar% r% prof profun unda dame ment nte. e. ( cont contin inua uaci ción ón come comen# n#ar ar% % a estimular ella misma su clítoris, tal como lo hace cuando se proporciona placer  a si misma durante la mastur!ación. Lo har% de manera tranquila y confiada, evitando sentimientos de culpa o verg8en#a, y su compaDero puede alentar  que su excitación aumente por medio de caricias, !esos, susurros y pala!ras apasionadas y amorosas. I. 1i la muer lo necesita, puede concentrarse en su fantasía sexual favorita para incrementar su concentración y excitación, de manera que se dee llevar  por las sensaciones sexuales y la pasión. S. Einalmente, cuando la excitación haya su!ido lo suficiente y el orgasmo esté a punto de suceder, la muer dear% de estimular su clítoris, y mover% su pelvis activamente, de manera r%pida y con fuer#a, hasta lograr el orgasmo con los movimientos del coito. $s importante aclarar que las primeras veces que se practique esta técnica el orgasmo se pudiera inhi!ir al momento de interrumpir  la estimulación del clítoris. $sto es completamente natural, ya que recién se est% comen#ando a crear el “puente” entre la estimulación del clítoris y el coito. Ro de!e de!es s desa desani nima mart rte e por por ello ello,, y tan tan sólo sólo cont contin inua uarr con con la pr%c pr%cti tica ca,, sin sin presio presiones nes,, experi experimen mentan tando do con persev persevera eranci ncia a y despr despreoc eocupa upació ción, n, y muy especialmente, generando una nueva sensi!ilidad en tu vagina, impulsada por  esta conexión inicial con el clítoris. @ecuerda que la sexualidad es disfrute, go#o go#o y li!e li!ert rtad ad,, y esta estas s tare tareas as son son part parte e de un agra agrada da!l !le e ueg uego o que que te conducir% hacia niveles m%s altos de placer. MLa próxima ve# podrías tener un inesperado y vi!rante orgasmoN

3.2.5 T"a!a&i#n!' %# 6ul4#"!  y T"a!a&i#n!' #8ual 7 &a"i!al %# 9i&&#" para el !ao deseo sexual femenino. La falta de deseo sexual afecta m%s a las mueres que a los hom!res, tal como explica la psicóloga especialista en sexualidad de )sytel, )sytel, 1ilvia 1an# Tarcía, Tarcía, quien quien adem%s adem%s marca difere diferenci ncias as entre entre la pérdid pérdida a tempor temporal al de deseo deseo o la ausencia de deseo hacia una persona, sea la circunstancia o la situación que sea.

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

16

PSICOLOGÍA HUMANA La sexóloga seDala cu%les son los motivos que afectan con m%s frecuencia al deseo sexual y da las claves para identificarlos, mitigar sus efectos y recuperar  el apetito corporal.

#!" !"/ / 6u%nt . El # u%ntas as veces ces hemos emos escuc scuch hado ado en !oca oca de amig amigas as,, compaDeras de tra!ao, familiares esa temida frase- CMRo me da la vidaC. La so!recarga de tareas en un tiempo limitado, el cuidado de los hios, las tareas domésticas, la planificación de la compra y los compromisos familiares influyen dire direct ctam amen ente te en el dese deseo o sexu sexual al.. (sí, sí, la psic psicól ólog oga a expl explic ica a que, que, cuan cuando do sentimos mas exigencias que tiempo o recursos para hacerles frente, aparece el estrés y eso hace que el deseo se esconda. CRo hay tiempo para el sexo ni espacio para la concentración o el disfrute, pues algunos de los síntomas de ese estrés son la irrita!ilidad, el agotamiento, el insomnio y el cansancio. Clav# +a"a "#cu+#"a" #l %##' cuan%' ?a7 #!"/1ilvia 1an# aconsea priori#ar y dedicar tiempo a algunas %reas de nuestra vida que estamos deando de lado, como cuidarnos, mimarnos, sentirnos sexys, pues esto podr% ayudarnos a meorar nuestras relaciones sexuales, d%ndoles m%s espacio y contri!uyendo adem%s a disminuir el estrés. *. Mala #8+#"i#ncia ' c'nc#+!' #""ón#' %#l #8'. Ruestra sexualidad esta en nuestra ca!e#a. )or eso la sexóloga de )sytel explica que, si hemos tenido malas experiencias pueden generarnos malestar al recordarlas, en lugar  de exci excita taci ción ón,, cond condic icio iona nand ndo o nues nuestr tra a vida vida sexu sexual al.. (simis simismo, mo, la falt falta a de educación sexual o las connotaciones negativas que tengamos en torno al sexo o incluso aquellas historias que puedan relacionar el sexo con algo sucio o ta!& puede afectar al deseo. K0e verdad crees que es difícil que pase esto en la l a era de la información )ues sucede.

Clav# +a"a "#cu+#"a" #l #8' cuan%' !# ;al!a in;'"&ación 0esde )sytel aconsean perder el pudor o la pere#a a la hora de informarte so!re temas de sexualidad, pues eso contri!uir% a clarificar algunas de las ideas erróneas que tengas con respecto al sexo y te ayudar% a a!rir la mente. @especto a las malas experiencias previas, la comunicación es la clave. "na solución es ha!lar de ello con tu parea, pues ésta puede ayudar mucho m%s de lo que crees rees.. )ero ero si necesi cesita tas s unas nas pauta autas s par para mant manten ene er esta esta conversación, la experta aconsea acudir a un sexólogo que pueda ayudarte a definir los pasos y caminar hacia una vida sexual óptima.

c'n')c )c'. '. 1i cada 2. N' &# c'n' cada ve# ve# que que tene tenemo mos s un encu encuen entr tro o sexu sexual al,, nos nos sent sentimo imos s frus frustra trada das s por por no alca alcan# n#ar ar el orga orgasm smo, o, esto esto pued puede e infl influi uirr en la concentración y en el deseo sexual de las próximas relaciones. 1ilvia 1an# explica que, si !ien el orgasmo no ha de ser siempre el o!etivo, es algo que puede convertirse en algo o!sesivo llegando a afectar al apetito sexual. Clav# +a"a "#cu+#"a" #l #8' cuan%' !# '4#i'na #l '"$a&'

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

17

PSICOLOGÍA HUMANA C$l descu!rimiento de nuestros genitales y cómo tocarlos puede ser un algo !%sico e imprescindi!le para lograr un orgasmo con nuestra pareaC, revela la sexóloga de )sytel. 4. N' +a"' %# +#na" #n #l "'l %#l #+#c!a%'"  $n algunos casos algunas mueres est%n tan pendientes de cómo les ven sus pareas durante la relación sexual, que no se permiten disfrutar de la experiencia ni alcan#ar el orgasmo.

Clav# +a"a "#cu+#"a" #l %##' #8aul cuan%' n' l'$"a c'nc#n!"a"!# 0ear de pensar que tu parea est% mirando tus pechos o so!re si se estar% dando cuenta o no de que tu a!domen no es perfecto no es la meor manera de afrontar una relación sexual. 1ilvia 1an# aconsea concentrarse en una sola cosa- el placer. =N' +u#%# %a" al '!"' l' u# n' #"# ca+a) %# %a"!# a !i &i&a= explica. $n este sentido, la experta insiste en que, por regla general, los hom!res no son consciente de lo que o!sesiona a las mueres y que, preguntarle en mitad de la relación sexual, si nota que has ganado peso, o dea dearr de pro! pro!ar ar dete determ rmin inad adas as post postur uras as porq porque ue cree crees s que que no resu result ltan an favorecedoras, es lo peor que puedes hacer tanto para tu propio placer como el de tu parea. La experta apunta adem%s que muchas mueres suelen practicar  sexo sexo sola solame ment nte e con con las las luce luces s apag apagad adas as.. 3tro 3tro gran gran erro errorr pues pues,, tal tal como como comenta la experta de )sytel, los hom!res, en líneas generales, son muy visuales y se excitan con lo que ven. C)oco a poco iras ganando confian#a, pero que hay que empe#ar a exponerse. Buiérete como él lo haceC, aconsea.

. Sil#nci' #8ual ' n' a4#" +#%i" l' u# !# $u!a.  @ecuerda que eres responsa!le de tu propio placer y, aunque para muchas mueres puede resultar  incómodo ha!lar de lo que les gusta o no, es la &nica manera de alcan#ar una rela relaci ción ón sexu sexual al sati satisf sfac acto tori ria. a. Ro ser% ser% f%ci f%cill para para tu pare parea a sati satisf sfac acer eros os mutuamente si no conoce tus necesidades.

Clav# +a"a "#cu+#"a" #l %##' #8ual cuan%' n' %ic# l' u# !# $u!a /al como explica la experta de )sytel, es ha!itual que los hom!res !usquen la satisfacción de sus pareas por lo que si expresas tus necesidades de una manera que no hiera su ego, él lo apreciar%. C0ile lo que te gusta y lo que quie quiere res s en la cama cama,, sin sin exig exigen enci cias as ni repr reproc oche hes. s. )ued )uedes es guia guiarr su mano mano suavemente y expresar lo que te gusta y durante cu%nto tiempo. Ro te quedes muda, ni tampoco pases al otro extremo de guiarle en excesoC, aconsea 1ilvia 1an#. Bui#%s no sepa cu%les son tus #onas erógenas y a eso sí que puedes ayudarle porque meor que t&, no te conoce nadie.

3.2.< T#"a+ia #8ual "aci'nal0#&'!iva0urante la misma época que >asters >asters y  y ?ohnson hacían sus investigaciones, (l!ert investigaciones, (l!ert $llis $llis empe#ó  empe#ó a pu!licar '9P y aDos siguientes una serie de escritos donde se proponían estrategias co cogn gnit itiv iva as y conductuales para conductuales  para la superación de dificultades. 6onsiste en la identificación y modifica icación ión de ideas irracionales y mito itos por medio de técnicas PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

18

PSICOLOGÍA HUMANA

de reestructuración cognitiva, cognitiva, técnicas de ataque a la verg8en#a, eercicios conductuales de riesgo controlado, asertividad, comunicación, etc.

La /@$6 @$6 es una una psic psicot oter erap apia ia crea creada da por por el 0r. 0r. (l!er l!ertt $lli $llis s en 9 9,, con consid siderad erado o como como el inic inicia iad dor del del mode modelo lo cogn ognitiv itivo oAcon Acond ductu ctual en psic psicot oter erap apia ias. s. /ra!a ra!aa a so!r so!re e la hipó hipóte tesi sis s de que que cier cierto tos s patr patron ones es de pensa pensamie miento nto 'disto 'distorsi rsione ones s cognit cognitiva ivas s tienen tienen efecto efectos s advers adversos os so!re so!re las emociones y la conducta y que, por tanto, su reestructuración, a través de intervenciones psicoeducativas psicoeducativas y la pr%ctica continua, pueden meorar el estado de la persona tratada. Las Las pert pertur ur!a !ac cione iones s emoc emocio iona nale les s pued pueden en ser ser irracionales, valoraciones y exigencias a!solutistas.

caus causad adas as

por por cree creenc ncia ias s

0e la misma forma, la meta cognición autor referida puede iniciar un proceso de “círculo vicioso” al estilo de una !ola de nieve. )or eemplo FHe engordado, siempre estaré gordaQ3h, noN” o “)or m%s que me cuido me siento fea, nunca encontraré parea”. $llis anunció una #"i# %# c"##ncia i""aci'nal# , que son aquellas que nos pertur!an i que no nos dean vivir plenamente. (lgunas (lgunas de ellas son•









1er querido y aceptado por todos es una necesidad extrema. 1olamente se puede considerar v%lido al ser humano si es competente, autosuficiente y capa# de conseguir todo lo que se proponga. La desgracia y el malestar est%n fuera de nuestro control porque sus causas son externas. $s m%s f%cil evitar las responsa!ilidades y las dificultades de la vida en lugar de afrontarlas. >i pasado siempre me afectar%.

au!' %#&a %#&an% n%a a 7 #8 #8i$ i$#n #nci cia a a4' a4'lu lu!i !i! !a a unto con las falsa Las au!' lsas necesidades son las que a través del tremendismo, la !aa tolerancia a la frustración 'U/E y la condena nos llevan lle van a sentirnos emocionalmente alterados 'ira, 'ira, culpa, culpa, angust angustia, ia, depres depresión ión,, celos celosQ. Q. $stas $stas exige exigenc ncias ias pivota pivotan n so!re so!re-"no "no mism mismoo- “0e! “0e!o o hace hacerr las las cosa cosas s !ien !ien”” o “Ro “Ro de!o de!o hace hacerr el ridí ridícu culo lo”. ”. Los dem%s- “Las personas de!en tratarme con ama!ilidad y ser siempre ustos conmigo”. 1o!re la vida y el futuro- “$l mundo de!ería ofrecerme una vida cómoda”.

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

19

PSICOLOGÍA HUMANA La persona no siempre se da cuenta de que tiene estas demandas de forma clara y todavía menos de que son irracionales. $l o!etivo terapéutico es estepropor proporcio cionar nar las herram herramien ientas tas para para que la person persona a pueda pueda detec detectar tar estos estos pensa pensamie miento ntos s irraci irraciona onales les y median mediante te la técnic técnica a de la disput disputa a conseg conseguir  uir  sustutuirlos por otros pensamientos m%s racionales, o!teniéndo asi un mayor  control emocional. $l énfasis de la /@$6 est% en el cam!io profundo de la filosofía de vida, y no en una simple remisión de los síntomas. 1u concepto de autoaceptación se !asa en calificar y u#gar solo nuestras conductas pero en ning&n caso a nosotros como personas. La /@$6 es una terapia muy pr%ctica, donde se incluyen tareas para casa de manera que la persona puede solucionar su pro!lema de una manera !reve y efica#.

. CONC CONCLU LUSI SION ONES ES Las /erapias 1exuales tienen como principal o!etivo el alivio sintom%tico y el meoramiento de la función sexual del paciente, por lo tanto repetimos que sus o!etivos se encuentran recortados, focali#ando en los o!st%culos que impiden una sexual sexualida idad d satis satisfac factor toria. ia. 1u innov innovaci ación ón técnic técnica a reside reside tam!ié tam!ién n en el suministro de información y la utili#ación de sugerencias específicas 'tareas sexuales y comunicacionales a reali#ar fuera de las sesiones. Ro vamos a caer en el simplismo de afirmar que con dar una tarea el paciente la reali#ar% sin sortear ning&n o!st%culo- muchas veces lo que se !usca es introducir un cam!io en el sistema seDalando las pautas de interacción de la parea, y ya sea que las hagan o no, nos develan aspectos estructurales o relacionales que lo meramente ver!al no haría aparecer. $st% en claro que en el curso de estas /erapias se acostum!ra atender otros conflictos psicológicos o familiares, así como como los los vínc víncul ulos os prim primar ario ios s o la rela relaci ción ón tran transf sfer eren enci cial al,, pero pero siem siempr pre e apuntando al o!etivo principal- la remisión de los síntomas sexuales. $l uso con conun unto to de técn técnic icas as corp corpor oral ales es y expe experi rien enci cial ales es sist sistem em%t %tic icam amen ente te estructuradas, que acompaDan a las sesiones terapéuticas centradas en la pro!lem%tica sexual, sumado a una comprensión psicodin%mica y sistémica so!r so!re e la apar aparic ició ión n o pers persis iste tenc ncia ia del del pro! pro!le lema ma es lo que que cons consti titu tuy ye la especificidad y efectividad de las llamadas ')sico ' )sico /erap /erapias ias 1exuales.

PSICOLOGÍA DE LA SEXUALIDAD

20

View more...

Comments

Copyright ©2017 KUPDF Inc.
SUPPORT KUPDF